Debido a su capacidad para soportar altas diferencias de temperatura, se usa popularmente en puertas de hornos, divisiones de habitaciones, divisiones de vidrio, fachadas de edificios, etc. El vidrio templado es al menos cuatro o cinco veces más resistente que el vidrio recocido estándar.

Si se rompe una puerta o ventana con vidrio no templado, es probable que los pedazos afilados de vidrio salgan volando o se caigan. Estos grandes fragmentos de vidrio pueden ser peligrosos. Por otro lado, si el vidrio templado se rompe, se rompe en pequeños pedazos cuadrados como lo haría el parabrisas de un automóvil. Por eso son ideales en puertas, mesas, ventanas.

El vidrio templado es fácilmente moldeable en una variedad de formas creativas. Tiene aplicaciones que van desde utensilios de cocina hasta edificios comerciales. Varias otras aplicaciones populares incluyen puertas de vidrio sin marco, tableros de mesa, pantallas de teléfonos móviles, equipos de laboratorio y mucho más. El vidrio templado también se puede combinar con vidrio laminado para fabricar ventanas antibalas para automóviles.

Puedes hacer diseños únicos e ideales para juegos arquitectónicos puesto que, Durante el proceso de templado, el vidrio está sujeto a altas temperaturas y un enfriamiento rápido. Una vez que templa el panel, no se puede modificar o puede romperse. Si bien es imposible cortar una pieza de vidrio templado al tamaño correcto, se puede cortar antes de templarla.

Síguenos, tenemos más información sobre eta área: Cristales Curvos San Vicente.